Seguidores

viernes, diciembre 25, 2015

El hombre devorado






En el intrincado y variado mundo de los sueños, a veces, aparece uno que destaca sobre los demás, que nos suele despertar y al que le damos vueltas un buen rato buscándole una explicación.Pues bien, esta Nochebuena, me he despertado con este breve sueño:

Un hombre era devorado por una jauría de lobos dentro del agua. El cuerpo estaba suspendido en el líquido elemento mientras recibía las embestidas furiosas de las fauces de las bestias. Yo observaba esa escena en una pantalla de televisión y me asqueaba de tal modo que intentaba cambiar de canal con el mando a distancia, pero era en vano ya que en todas las cadenas emitían la misma escena. 

Las potentes imágenes me transportaron inmediatamente al confort de la vigilia en la que intenté buscar una interpretación. A diferencia de otras ocasiones en las que la búsqueda es inútil o tarda mucho tiempo en dar sus frutos, esta vez la respuesta llegó inmediatamente:

El hombre que muere en el agua no es otro que Jesús que es devorado por nosotros, los hombres.Los cristianos celebramos ese sacramento al que llamamos comunión. Lo más curioso del caso es que  he tenido el sueño(o él me ha tenido a mí) precisamente la noche en la que celebramos su nacimiento.
Tengo que aclarar que no soy un cristiano practicante. Tan solo lo soy de nacimiento y educación, lo que añade aún más misterio al sueño.






sábado, diciembre 19, 2015

Entrevista a Jorge Luis Borges en 'A Fondo' (1976)

El aprendizaje de escritor






Tras la muerte de Jorge Luis Borges, han ido apareciendo en cajones, bolsillos o cajas de galletas escritos que permanecían ocultos. Entre esa documentación se encontró una cinta magnetofónica grabada en Nueva York en 1971. Está formada por un seminario que impartió Borges sobre la escritura. Pues bien, finalmente se decidió transcribir lo que dio vida al libro El aprendizaje del escritor, del que os acerco este interesante fragmento.



"Este es una especie de misterio central: cómo se escriben mis poemas. Puedo estar caminando por la calle o subiendo y bajando las escaleras de la Biblioteca Nacional y, de pronto, siento que algo va a ocurrir. Y luego surge algo, que puede ser un cuento o puede ser un poema, ya sea en verso libre o en alguna forma cerrada. Lo importante en este punto es no falsear. Debemos, a fin de no ser ambiciosos, dejar que el Espíritu Santo o la musa o el inconsciente -si prefieren la mitología moderna- hagan lo suyo con nosotros. Ya que cuando yo escribo algo, tengo la sensación de que ese algo preexiste. Pero no tengo la sensación de inventarlo; las cosas son así. Son así, pero están escondidas y mi deber de poeta es encontrarlas. Por eso, en el debido momento, si no me he estado engañando, me será dad una línea, o quizá alguna vaga noción -acaso una imagen- de un poema, todavía lejano. A veces, apenas puedo descifrarlo; luego esa forma borrosa, esa vaga nube, cobra forma, y entonces oigo mi voz interna que me dice algo. Desde el ritmo de lo primero que oigo, eso me deja sospechar si voy a escribir un poema blanco o un soneto. Esta es una forma de hacerlo.
....
Quien es un poeta lo es siempre, y se ve asaltado por la poesía continuamente. Yo no creo que un poeta pueda sentarse deliberadamente a escribir. Si lo hiciera, nada que valga la pena puede resultar de eso. Yo hago lo posible por resistir esa tentación. ¡En ocasiones me pregunto cómo he llegado a escribir varios poemarios! Sin embargo, yo dejo que los poetas insistan, y a veces son tan obstinados y tenaces que consiguen abrirse camino conmigo. Es entonces que pienso: si no escribo esto, seguirá insistiendo y preocupándome; lo mejor que puedo hacer es escribirlo. Una vez escrito, sigo el consejo de Horacio y lo hago a un lado por una semana o diez días. Y luego, por supuesto, descubro que he cometido muchos errores flagrantes, de modo que los pulo. Luego de tres o cuatro intentos, me doy cuenta de que no puedo hacerlo mejor y que cualquier variación podría arruinarlo. Es, pues, entonces que lo publico."

jueves, diciembre 17, 2015

En todo me faltas






Del estéril intento de escribir un poema sobre el duelo por la muerte de mi madre, solo debo rescatar la siguiente reflexión:

Todas las madres provocan el llanto en sus hijos en los dos momentos en que se separan de ellos, el parto y la muerte.



martes, noviembre 24, 2015

Basura genética - Luis Alberto de Cuenca













BASURA GENÉTICA

Durante tres milenios los tipos más valiosos,
más fuertes y más listos de la especie
-la flor y nata de la juventud-
se fueron a la guerra
y murieron sin gloria
en los remotos campos de batalla,
mientras que los enfermos y los débiles,
los corruptos y los cobardes
se quedaban en casa y se reproducían.
De ahí venimos nosotros.
Llevamos tres milenios perdiendo a los mejores
para que los inútiles
salven la vida y sigan engendrando.
Por eso somos todos,
treinta siglos después,
lo peor de cada tribu:
desperdicios, basura irreciclable.


Cuaderno de vacaciones, Luis Alberto de Cuenca


domingo, noviembre 22, 2015

Silencio para curar el alma-Pablo d'Ors




El silencio es el espejo de lo que somos y lo que somos no nos gusta. Por eso huimos de ello. El hombre no solo es verdad, belleza y bien, es codicia, ambición y vanidad. Esas sombras nos constituyen. La verdadera vida está detrás de lo que nosotros llamamos vida. Pararse, callar, escuchar y mirar.


Pablo d'Ors. Extracto de la entrevista concedida al diario El Pais

sábado, noviembre 21, 2015

El pincel y el lienzo





Cae la lluvia sobre la hilera de plátanos teñidos de ocres frente a mi ventana y adorna la calle con reflejos de espejo. La brisa mece las copas de los árboles y les arrebata unas hojas que inicialmente saltan disparadas hacia arriba para ir cayendo después en un movimiento pendular. Las más expuestas al barrido del aire -por ocupar la cúspide de las ramas- se agitan con nerviosismo: parecen reclamar el destino de sus compañeras. El edificio que se eleva tras los árboles, las hojas y las calles es de ladrillos color beige. Observo que no todos los ladrillos de la fachada han recibido del mismo modo las gotas de agua, ya que mientras unos mantienen invariable su color habitual, otros han oscurecido ostensiblemente.

La lluvia ha cesado. Las nubes se repliegan arrastradas por el aire. En su huida se desprenden trozos que semejan pequeñas islas rodeadas de un intenso azul. La luz se apodera del barrio aún adormilado. El Sol es tan intenso que me obliga a bajar la mirada y calienta mi frente. Se abren círculos blancos en las paredes. Diminutas semillas blancas cruzan mi ventana con el único destino de recoger la luz y proyectarla hacia mis ojos. Dos gorriones juegan a perseguirse a lo lejos: sus lomos plateados.




viernes, noviembre 13, 2015

Bienaventurados los pobres de espíritu...






Del mismo modo que los viejos cuentos sufíes y las -aún más viejas- fábulas de Esopo tienen varios niveles de lectura dependiendo del grado de conocimiento o iniciación que tenga el lector,
así es la realidad que nos rodea en nuestra cotidianidad.
Una frase, una mirada, o incluso el picoteo de un gorrión tienen un significado superficial que no se le escapa a nadie. Pero debajo siempre hay una intención, un sentimiento o la necesidad de llevar alimento al nido, respectivamente. Más difícil aún es seguir escarbando hasta encontrar el anhelo escondido bajo la intención, tras la frase. O el infierno bajo el sentimiento, tras la mirada. O la necesidad del gorrión de perpetuar sus genes a través de los polluelos para los que recoge el gusano.
Pero lejos de dar la felicidad, esta pretendida habilidad solo aporta a quién la practica el desasosiego.






sábado, octubre 31, 2015

La importancia de dejarse rascar la espalda






Los niños que rechazan las caricias de sus madres están condenados en reencarnarse en tortugas.



La traición oculta del alma - Patrick Harpur

Patrick Harpur




"....
Si queremos iniciarnos voluntariamente, nos enfrentamos a la escasa comprensión que existe sobre la necesidad de ritos formales, además de los ritos en sí mismos. Debemos emprender nuestro propio camino de negación del ego, tal vez de una manera ética, a través de un abnegado y desinteresado servicio a los demás; o de una manera imaginativa, mediante la paciente y honda atención y celebración constante de las minucias de la existencia, que no son sólo requisitos del arte, sino de cualquier vida en contacto con el alma.
Hay también otro camino que nos permite entender intuitivamente la realidad de la iniciación chamánica y por el que somos iniciados nos guste o no: a través de los sueños. Nuestra zambullida nocturna en el inconsciente oceánico mantiene al ego fluido y lo anima a reconstruirse mientras adopta distintos papeles y posicionamientos en el mundo onírico; haciéndole empezar a darse cuenta de que sólo es una faceta de la gran esfera resplandeciente de la psique. Si, a pesar de todo, se aferrar a una de las caras, como hace el ego racional, todo el resto de inconsciente resulta hostil. Tratará de huir,  pero se encuentra anclado o como corriendo entre arenas movedizas, porque la postura literal y de fuerza no funciona en el Otro Mundo. Debe afrontar las imágenes que encuentra pavorosas. Y se revelarán inofensivas; y si no es así -si infligen daños-, eso es precisamente la iniciación. Para empezar, toda iniciación se experimenta como ruptura y regresión; pero si el ego se rinde descubre que no está hundido en la locura y el caos, como temió Jung, sino - como éste también descubrió -inmerso en la claridad y precisión de un mito."


Levantando a los muertos, La tradición oculta del alma, Patrick Harpur




domingo, octubre 25, 2015

Llenar el Vacío





El día del nacimiento de Tomás el alma abandonó su cuerpo dejando un vacío. Durante los primeros años fue su familia la encargada de llenarlo de amor. De esa forma el vacío se impregnó de su olor y, con el transcurso de los años, Tomás aprendió cuál es la sustancia adecuada para saciarlo, para aplacar su apetito.

El día del nacimiento de Clara el alma abandonó su cuerpo dejando un vacío. Una infancia en una familia tiranizada por el alcohol y los malos tratos dejaron vacío el vacío, que perdió la permeabilidad
de sus paredes.

Pasada la edad del desconcierto un joven conoció a una chica de ojos tristes y bellos y algo desde dentro le reclamó su alimento. El joven abrió sus entrañas y las expuso con la entrega del que se ofrece en sacrificio. La chica de los ojos tristes le recibió con una sonrisa.
Tras un año de juegos, sexo y promesas se fueron a vivir juntos y tuvieron una hija.

El día del nacimiento de Lucía el alma abandonó su cuerpo dejando un vacío. En su tercer cumpleaños Lucía perdió a su padre que decidió reclamar el alma que le abandonó al nacer. Esa mañana, mientras se afeitaba, Tomás descubrió un rostro sin carne, unos ojos tristes. Esa noche Clara se arañó el pecho y lo inundó de alcohol.


El otoño no cabe en la alcantarilla









sábado, octubre 03, 2015

La ceguera del topo







Lo que desconoce el búho, que observa al topo asomando su naricilla a ras de suelo, es que su ceguera innata no le impide percibir -usando el olfato- sus garras poderosas y su pico enmarcado en su cara redonda y noble.
Lo que desconoce el topo es que el amanecer ha teñido de rojos imposibles el cielo,
que el otoño mordisquea de marrones las puntas de las hojas, aún vivas, mientras una hilera de hormigas escala el robusto tronco de un álamo,
que la guadaña permanece inmóvil sobre la hierva desde el día en el que la granjera parió a su primer hijo, 
que las hadas que habitan el bosque cercano ansían morir para volver a nacer, aunque sea como hijas de granjero.








domingo, septiembre 27, 2015

"Felicidad para todos"
















Hace cinco meses que murió mi madre de forma repentina e inesperada. No emplearé ni un minuto en describir el dolor y el vacío que me ha supuesto su pérdida. Todos los que lean estas lineas y hayan pasado por este trance me entenderán.
Pues bien, esta mañana buscando unos datos en los contactos de WhatsApp me he encontrado con su cuenta y con la frase que tenía puesta en su "estado".
¡Ésta era mi madre!






miércoles, septiembre 16, 2015

Un nacimiento anormal






Yo no tuve la suerte de tener un nacimiento normal como vosotros.
La mañana del parto mi madre permanecía sobre la estrecha cama del hospital acompañada por una matrona. Recibía sus consejos con la respiración inquieta. En breves momentos la pasarían al paritorio donde ya le esperaban el doctor y dos enfermeras más. Mi padre llegó en ese momento.  Cuando entró en la sala, mi madre tenía las pantorrillas sobre dos soportes elevados, la mirada crispada y la cabeza pincelada de un sudor agrio.
¡Empuja, empuja!- le animaban todos los presentes.
El tocólogo procedió a extraerme. Se inclinó hacia el vértice formado por las piernas de mi madre con ambas manos orientadas hacia la entrada del túnel, e inesperadamente retrocedió dos pasos y miró a la matrona con incredulidad. Le cogió del brazo y le obligó a acercar la mirada al túnel. La expresión de la matrona intranquilizó aún más a los presentes. Se hizo un tenso silencio en la sala que solo se rompió por la expulsión forzosa de mi padre.
En cuatro minutos, un huevo blanco del tamaño del de una avestruz dominaba la sala sobre un soporte improvisado. Las dos enfermeras, la matrona y el doctor lo rodeaban escrutándolo como si se tratara de un OVNI. Mi madre se desmayó impresionada por tan inesperado parto. Lógicamente no existen protocolos para afrontar la situación ante la que se encontraban los sanitarios. El doctor decidió aplicar una luz sobre la cáscara para vislumbrar el interior. Me vio encogido en un estado de desarrollo propio de un sietemesino, tras lo que exhaló un suspiro de alivio. Con no poca resistencia por su parte, consiguieron convencer a la matrona para que dedicara las dos próximas semanas a incubarme. Tras hablar con la dirección del hospital, reunida de urgencia, le habilitaron una salita contigua a la de las incubadoras. Recortaron un colchón para darle una forma redondeada y lo colocaron sobre el suelo. Sobre el colchón instalaron una silla a la que habían retirado previamente el asiento. Y, finalmente, apoyaron el huevo entre las patas de la silla. Ante el disimulado cachondeo de los presentes, la matrona se quitó las bragas y posó sus generosas nalgas en la silla, hasta cubrirme la parte superior de la cáscara. Recuerdo el placer que me produjo la nueva situación, en la que la naturaleza volvía a aportarme el calor imprescindible para completar mi desarrollo. Las autoridades sanitarias prohibieron taxativamente que trascendiera cualquier noticia a los medios de comunicación, así que todo el proceso transcurrió en la más absoluta oscuridad.
A mis cuarenta años ya no queda ningún rastro de aquellos azarosos días. Solo guardo una mitad de la cáscara en la que atesoro las bragas y la bata de la matrona; mi madrina.



domingo, agosto 30, 2015

Un plan para el fin de semana







Reunir a todos los niños del mundo junto a una fosa. La fosa en la que los europeos enterramos el Alma, y sobre la que llevamos tres siglos arrojando razón y ciencia. Conseguir que todos callen y escuchen el susurro limpio que surge del fondo: una voz nueva y eterna, atrapada y libre. Ver sus caras iluminadas. Algunos se han dormido y sueñan. Otros cavan la tierra con sus manos. Sudor y afán. Pasarán las horas y caerá la noche definitiva sobre sus cuerpos ocupados.







Flamenco árabe

jueves, agosto 27, 2015

El sino de España



Salón del trono de los Reyes Católicos en Segovia


España es un país que siempre ha tenido, y siempre tendrá, un pie dentro del lodo.




lunes, agosto 24, 2015

Recuerdos




A veces, encerrar a una criatura dañina en un armario y echar la llave no sirve de nada. Sobre todo cuando esa criatura es un recuerdo.


sábado, agosto 22, 2015

La pérdida



Eros ante la muerte de Psique
...
En la vida del cuerpo, es la pérdida lo que nos desmiembra. Nuestros corazones se rompen; sangramos, nos herimos, sentimos dolor; quedamos deshechos. La pérdida de un ser querido nos abre como un escalpelo, nos caemos a pedazos, nos sentimos cortados en trozos pequeños. La pena nos paraliza; nuestros cuerpos se sienten extraños y separados; parece que estamos viviendo en un sueño, en otro mundo.
Éstas son las experiencias que no debemos tratar de curar o superar, como si quisiéramos volver a ser las personas que éramos. Al contrario, debemos permitir que las energías profundas que liberan nos transformen. No debemos temer la desintegración de nuestro excesivamente sólido yo; debemos dar la bienvenida a la muerte de nuestro ego heroico. No sólo es la pérdida lo que nos inicia, si se lo permitimos. También lo hace el amor, cuyo requisito previo es esa atención apasionada que coincide con la muerte del egoísmo. El amor es menos fiable que la pérdida para generar esta transformación, porque puede confundirse fácilmente con el apego, el ansia, el deseo, y así puede hacerse irreal sin que lo sepamos. Las razones para nuestro sufrimiento por la pérdida de alguien pueden ser igualmente irreales o engañosas, pero al menos el sufrimiento en sí es real. Un grito de dolor es siempre irreductible.
...

El fuego secreto de los filósofos, el cuerpo sutil. Patrick Harpur

domingo, agosto 16, 2015

Imaginación vs fantasía según Coleridge


Coleridge 1772-1834



Entre sus teorías, Coleridge, destaca su análisis de la mente poética, distinguiendo la "imaginación" de la "fantasía": ésta es una libre dinamicidad de la memoria, que baraja imágenes pasadas a su albedrío, mientras que aquélla es la propia capacidad de percepción de la realidad, en dos niveles; la primaria, como el acto de sentir el mundo, casi como eco del acto creativo divino, y la imaginación secundaria, como reelaboración de esa percepción, idealizándola y unificándola, esto es, haciéndola arte.
... Coleridge proclama la primacía de la "imaginación" sobre la "fantasía".



José María Valverde en la introducción a POETAS ROMÁNTICOS INGLESES





El agua no tiene color






He encontrado esta fotografía hace un rato por casualidad. Está tomada hace un siglo, anteayer como aquel que dice, en un estado sureño de los EEUU. Es una magnífica representación del racismo. Siempre he pensado que el racismo es un pecado -un fracaso- de la inteligencia. Me hubiera gustado poder poner esta misma foto, pero con un blanco bebiendo de la fuente asignada a los de color en señal de protesta.

jueves, agosto 06, 2015

El turista






Intentar conocer un país en una semana, además de ser absurdo, es agotador. Te ves convertido en uno de esos turistas -que a menudo ves en tu ciudad-, cámara en ristre, intentando fijar una imagen para luego almacenarla mientras pierde el placer de saborearla in situ.
A veces la mejor manera de explicar algo es enfrentarlo a su contrario. Pues bien, creo que con la fotografía que tomé desde uno de los canales de Brujas, en la que se puede ver a un perro en un duermevela observando relajadamente el paso de nuestra barca, se puede entender mejor la intención de mi escrito.

martes, julio 28, 2015

Leer para contarlo - José Luis Melero







Antes de irme de vacaciones os acerco dos anécdotas divertidas que  he encontrado en el libro del bibliófilo aragonés José Luis Melero, Leer para contarlo:











...
Uno de esos libreros de Barcelona con quien mantengo buena relación me contó un par de anécdotas que le habían sucedido a lo largo de su vida profesional, las dos muy representativas de lo que es el mundo del libro viejo. Una de ellas hacía referencia al poco tiempo que tardan las viudas de los bibliófilos en vender sus bibliotecas. En cierta ocasión una de estas viudas le llamó para venderle los libros de su marido. Le dio la dirección y resultó tratarse de una vieja casa del ensanche barcelonés sin ascensor. Llegó a la casa del librero y delante de él, por la estrecha escalera, subían dos empleados de una funeraria con un féretro vacío. ¿No irán estos...?, se preguntó mi amigo. Pues sí, efectivamente, sí iban. Se pararon delante del mismo piso que le habían dicho por teléfono a nuestro librero. Abrió la viuda la puerta, pasaron los de la funeraria con el féretro y detrás mi amigo el librero a comprar los libros. Aún estaba el difunto en la cama de cuerpo presente cuando sus libros iban a parar ya a manos del librero de viejo. 

La otra anécdota es muy ilustrativa del hecho de que hay que mirar bien todos los libros por malos que parezcan. Estaba este librero comprando los libros en un piso cuando vio una serie de tomos de El año cristiano que ningún librero quiere porque, como la mayoría de los libros religiosos, apenas tienen salida. Mi amigo dijo, señalándolos con la mano, que esos no iba a comprarlos y la dueña de la casa casi imploró para que se los llevara. "Deme lo que quiera"-le decía la propietaria, una buena mujer vestida toda de negro que lloraba todavía ante la ausencia de su virtuoso esposo- "pero lléveselos porque me recuerdan mucho a mi marido". "Siempre estaba leyéndolos", continuaba la mujer. Al final mi amigo se los llevó con la intención de darlos al trapero pero al llegar al almacén se le ocurrió abrirlos y lo que vio allí casi le cambió la vida. Nuestro lector de El año cristiano había abierto un cuadrado en el interior de cada uno de esos tomos y allí tenía escondidas centenares de novelas pornográficas de finales del siglo XIX y principios del XX, cromotipias y postales sicalípticas de las misma época, en fin, un material dificilísimo de encontrar y por el que mmi amigo obtuvo, vendiéndolo poco a poco a coleccionistas de este tipo de publicaciones, un auténtico dineral. Y la buena señora pensando que su marido era un cristiano ejemplar. 
...




jueves, julio 23, 2015

Formas modernas de esclavitud

Mi última esclavitud, de la que acabo de zafarme




Desconozco si es por el miedo al vacío que penetra la vida de todos los hombres o al silencio (su sombra) o por otro motivo. Pero el hecho es que todas las personas necesitamos estar enganchadas a algo.
Tradicionalmente el sexo, las religiones, los hijos, el amor, el trabajo, las amistades, la juventud, la ciencia (la nueva religión), el reconocimiento, el juego o el alcohol han desempeñado el papel de madres adoptivas y acaparadoras de nuestras vidas.
Ahora, cuando subo a un autobús y observo a gran parte de sus pasajeros con el cuello flexionado y la mirada absorta en la pantalla de sus teléfonos inteligentes; o cuando me cruzo por la calle con viandantes sumidos en la escucha de la música a la que llegan a través de sendos auriculares; o cuando contemplo a un niño aislado del resto enfrascado en su consola; o cuando oigo conversaciones sobre una u otra serie de televisión, un programa de cotilleo o un concurso de cocina, entiendo que el hombre siempre intenta e intentará llenar ese vacío que le aterra con viejas y nuevas esclavitudes.

miércoles, julio 22, 2015

El lobo, la abuelita y...¿Caperucita?




Ha sido ver esta foto y recordar el cuento de Caperucita Roja, con el que decenas de generaciones han enseñado a sus hijos a no fiarse de los extraños.


En la foto aparece el lobo antes de engullir a la confiada abuelita...



... Y, como todos recordamos, pronto llegará Caperucita Roja.





sábado, julio 11, 2015

La mosca, el ámbar y el pólen

















La noticia del hallazgo de una mosca atrapada hace ciento tres millones de años en una gota de ámbar  y con restos de polen en las patas, me ha vuelto a sumergir en una idea que me obsesiona.
¿Qué sentido tuvieron los millones de años anteriores a la llegada de la primera criatura capaz de observarlos, de sentirlos y de cubrirlos con su consciencia? ¿Acaso no somos los humanos esa primera criatura dotada de consciencia?
Posiblemente se pueda pensar que mi error es poner al hombre en el centro del universo. Pero no es así exactamente. Lo único que me importa es la consciencia o el alma -como la llaman otros-. Creo que sin nuestra mágica percepción de la realidad, ésta carece de sentido. No puedo siquiera concebir un universo sin observador.



domingo, julio 05, 2015

La democracia según J.L. Borges

Celebración del resultado del referéndum en Grecia





"Para mí la democracia es un abuso de la estadística. Y además no creo que tenga ningún valor. ¿Usted cree que para resolver un problema matemático o estético hay que consultar a la mayoría de la gente? Yo diría que no; entonces ¿por qué suponer que la mayoría de la gente entiende de política? La verdad es que no entienden, y se dejan embaucar por una secta de sinvergüenzas, que por lo general son los políticos nacionales. Estos señores que van desparramando su retrato, haciendo promesas, a veces amenazas, sobornando, en suma. Para mí ser político es uno de los oficios más tristes del ser humano. Esto no lo digo contra ningún político en particular. Digo en general, que una persona que trate de hacerse popular a todos parece singularmente no tener vergüenza. El político en sí no me inspira ningún respeto. Como político."

J.L.Borges

domingo, junio 21, 2015

El abismo





El mayor de los abismos
el más profundo y frio abismo
del que emanan ecos graves
-sílabas lentas-.

Aquél que no hace falta vallar
sobre el que nadie voló jamás
ni volará,
durmiente entre nieblas perpetuas.

El abismo al que los poetas temen
los filósofos entierran
los místicos añoran
y los científicos desdeñan.

Tal es el abismo de imaginar la Creación sin
la consciencia,
lo observable sin el observador.









domingo, junio 14, 2015

Marcha ciclo-nudista en Zaragoza




Foto agencia EFE 

Me ha hecho gracia la actitud de la ciclista del gorro de paja que no nos ha preguntado a los zaragozanos si nos importaba, o no, que nos mostrara todos sus "pliegues" sin tapujos y, en cambio, nos oculta los ojos con unas gafas y el cabello con un sombrero.

sábado, junio 13, 2015

Instrucciones para fabricar un explosivo





Se coge una probeta y se vierten en su interior tres cuartas partes de corrupción y una cuarta parte de políticas que favorezcan la exclusión social de los más desfavorecidos. Se deja reposar cuatro años al sol de una gran crisis económica y se remueve periódicamente ayudados por algunas televisiones.
En la primavera del cuarto año se vacía el contenido de la probeta dentro de miles de urnas electorales y ya tenemos preparado el explosivo.






sábado, junio 06, 2015

Parentescos






En Darlemdia los abuelos pasean de la mano de sus nietos. Éstos les cuentan la vida que van a tener: Las guerras en las que pelearán, las mujeres a las que amarán, sus trabajos, los accidentes de los que deberán reponerse, sus militancia políticas, sus hijos, etc. Los abuelos escuchan atentos esas historias con los ojos fijos en las caras de sus nietos para no perderse el más mínimo detalle. Para todos los abuelos de Darlemdia sus nietos serán unos héroes. Es muy emotivo observar cómo presumen los niños de sus abuelos cuando se cruzan en el parque con otro niño paseando a su abuelo. En los tórridos veranos de Darlemdia los abuelos saborean unos enormes helados de dos sabores, mientras sus nietos permanecen atentos con las servilletas de papel para evitar que se manchen las camisas. En los gélidos inviernos de Darlemndia los nietos obligan a sus abuelos a abrocharse los botones de los abrigos y a colocarse el gorro de lana. Es para los padres un alivio saber que mientras ellos están trabajando pueden dejar a los abuelos bajo la protección de los nietos.



jueves, junio 04, 2015

Desnudo entero - Miguel Labordeta



Miguel Labordeta 1921-1969



Señor
heme aquí despoblado surgiendo entre los pájaros.
Ya ha sonado la hora en las quietas aguas de mi centro
mas yo permanezco abierto a la espesa influencia
de los antiguos soles que manaron los muertos.
Sí. Decidme: ¿para qué nacimos?
¿para qué se hicieron montañas en la Luna
y el martirio innoble de los buzos?
La más vieja pregunta asesina mis dedos doloridos
de palpar en la sombría búsqueda de las parturientas.
El asco de la rata disfrazada de hálito blanquísimo
la copa de mis sienes resecas en deshechos corceles
sorbiendo gota a gota amarga sangre negra
y hueca mariposa disecada
irrumpen en mi boca por alarido hondo
de abisales tristezas.
Sé que mi soledad y mi grito
van más lejos que la selva y la órbita.
Sé que es un misterio el nacimiento del hombre
las anchas noches del estío
y el diálogo que tú y yo sostenemos
sobre la nada de los peatones.
un misterio también la marcha del escarabajo
buscando sus mañanas de yeso
y el idilio tembloroso de abismo
de las galaxias enamoradas
con los peces sumidos en la lluvia.
¡Sabiduría inútil de flotantes columnas
sin mediodía entero...!


Desnudo entero, Miguel Labordeta



domingo, mayo 31, 2015

Impulsos tribales






Extrañas tierras las españolas, donde algunas de sus tribus abuchean el himno nacional, para celebrar, más tarde, la entrega de la copa de manos de su rey. Curioso caso de bi-polaridad colectiva.

viernes, mayo 29, 2015

El frasco




Hace muchos años viajé a un país gobernado por un rey caprichoso. La capital del reino albergaba un museo en el que se exponían multitud de extravagancias y decidí visitarlo. Tras varias horas recorriendo las salas llegué a una fuertemente custodiada por dos guardias. Entré y reparé inmediatamente en un frasco de vidrio que guardaba la cabeza de una mujer sumergida en formol. Su nariz mostraba unos extraños pliegues que llamaron mi atención. Tuve que acercarme para poder averiguar qué representaban esas costuras naturales. Descubrí, no sin cierto asco, contenida en el vértice de su nariz, la cabeza de la misma mujer, aunque a escala más pequeña. Y revisando el apéndice nasal de esa pequeña cabeza, encontré de nuevo la cabeza (aún más diminuta esta vez). Y así hasta el infinito. Un infinito infinitamente pequeño, se entiende. Comprendí que un átomo puede tener nariz y que ese frasco contenía tantas narices como átomos componen el universo.





El alma del mundo


El pescador y la sirena, Frederick Leighton



Todos los neoplatónicos, los filósofos herméticos, los alquimistas y los cabalistas han afirmado que el cosmos está animado por un alma colectiva que se manifiesta a veces espiritualmente, otras físicamente, e incluso de ambas maneras a la vez, es decir, daimónicamente; pero que sobre todo relaciona y mantiene todos los fenómenos unidos. Ésta es la ortodoxia verdadera, dicen, a la que la ortodoxia errónea -que el filósofo A. N. Withehead denominó "los tres últimos siglos provincianos"-ha ignorado de forma deplorable.

El alma del mundo, El fuego secreto de los filósofos, Patrick Harpur.





lunes, mayo 18, 2015

Recuerdos






Alcanza el primer recuerdo que pase frente a ti
mídelo
tállalo
y guárdalo hasta ver otro recuerdo despistado
que capturar
que medir
que tallar
que guardar
y espera de nuevo.

Imagina la luna mancillada con las saetas de un reloj.
Siéntate bajo su sombra y contempla como saltan los
segundos sobre ti.
No rechaces al que se te mete en la nariz
ni al que te ha producido una arcada.
Son mensajeros, cornetas de un desfile
anunciando la llegada de nuevos recuerdos.

Atento,
ahora llegan agrupados surcando ráfagas de viento
recoge el mayor número posible
y mídelos
tállalos
y guárdalos.

Sonríe,
pronto llegará la lluvia de clavos
y podrás sacar todos los recuerdos guardados
con los que fabricar un armario donde esconderte.








domingo, mayo 17, 2015

Antonio Gala y su Experiencia Cercana a la Muerte






"Un naufrago ahogándose en el mar es más grande que el mar, 
porque el naufrago sabe que se muere y el mar no sabe que lo mata."






sábado, mayo 09, 2015

El reconocimiento de Poseidón





Cuenta un abuelo a sus nietos que, cuando hizo la mili, conoció a un compañero gallego que le contó una antigua leyenda que a su vez había escuchado a un viejo marinero de la aldea.
Esto les relata:
Hace mucho tiempo, en un océano que por aquel entonces aún no tenía nombre, vivía una ostra muy querida por el resto de la fauna marina. Descendía de una familia de ostras que había gobernado con justicia e inteligencia desde hacía varias generaciones los fondos marinos. Era la menor de dos hermanas. Su vida pasó por mejores y peores momentos, pero siempre mostraba una luminosa sonrisa.
Un día una fuerte marea arrastró sin piedad corales y peces. Los alocados remolinos succionaban y escupían con fiereza todo lo que encontraban a su paso. Nuestra ostra contempló con terror como un golpe de mar abrió la concha de su hermana que salió despedida y comenzó a dar volteretas sin control. A duras penas consiguió llegar hasta ella. Al recoger e introducir el cuerpo aturdido en su propia concha, entendió que no cabían las dos en el interior. Tras unos instantes de pánico abandonó su casa quedando a merced de la marea que no mostró piedad. Pasaron las semanas y luego los meses y después los años, hasta que unos pescadores, al recoger las redes, vieron una ostra con el tridente de Poseidón grabado en la concha. Al abrirla descubrieron, junto a los restos carnosos, una preciosa perla blanca, luminosa como una sonrisa. La primera perla.



viernes, mayo 01, 2015

El funambulista

Funambulista de Israel Esteve (Funambol)


Sentirse como un funambulista novato
suspendido a mil metros del suelo
caminando sobre un cable de arena
intentando no caer
al vacío.


viernes, abril 24, 2015

Tapiz infinito





No se escribe bien con un bolígrafo con la punta rota.
No se habla bien con los pulmones encogidos.
No se piensa con claridad cuando siete serpientes
mordisquean tu hígado mientras golpean con sus colas tu cara.

No lleva hoy aire el aire, por lo que las palabras caen a mis pies
nada más pronunciarlas.

Seré breve ya que no es el vértigo amigo de largas ceremonias.

He reunido esta noche, mamá, tus caricias, tus risas, tus besos
y los he ordenado de mayor a menor, por orden cronológico,
por colores y por olores.

Al ver que no cabían todos en el escritorio,
he continuado por el suelo de la habitación, por  el pasillo
y he llegado a la entrada de la casa.
He abierto la puerta y he seguido colocándolos meticulosamente
en los peldaños de las escaleras hasta llegar al portal.

Una vez en la calle he explicado a los gatos que se acercaban
a olisquearlos que no eran pájaros blancos para comer;
y a los pájaros blancos que no eran gotas de rocío para beber.
Se han alejado volando los gatos y maullando los pájaros.

Recorriendo el mundo para formar mi particular hilera de recuerdos,
he observado millones de hilos que van tejiendo un infinito tapiz
de cordones umbilicales desde que el primer hombre perdió a su madre.

Ahora, mamá, descanso sobre una piedra sobre una montaña.
Contemplo el cielo con los ojos cerrados, -hoy son de plomo mis párpados-.
Pero sé que estás ahí.
Sé que tú has dejado esta piedra sobre esta montaña.
Y sé que siempre embaldosarás el camino bajo mis pies.



Homenaje a mi madre, fallecida el pasado miércoles





domingo, abril 19, 2015

El final de los sueños - Marcz Doplacié




Lo peor de los sueños es cuando,
después de lo soñado
y antes de despertar,
debe uno dejar barridos y fregados
los escenarios del sueño.
Frotar esa mancha que no se va
que dejó el paso de la jirafa.
Recoger el globo y acomodarlo dobladito
en el cajón de los resortes voladores.
Retirar el fino polvo amarillo
que, adherido a los pies, quedó luego esparcido
sobre el mármol del palacio
cuando regresamos del desierto.
En fin, lo que se dice limpiar:
hacer desaparecer el rastro de nuestra presencia
para que, cuando sueñe el siguiente,
se encuentre todo como nuevo.
De igual manera 
a cuando uno se marcha
de una casa prestada...
¡si es que se tiene educación!

El final de los sueños de Marcz Doplacié 

sábado, abril 18, 2015

Las detenciones de Mortadelo y Filemón






Ante el buscado espectáculo mediático que supuso la detención de Rodrigo Rato del pasado jueves, aconsejo la lectura del cómic EL TESORERO de F. Ibáñez.
En él podemos disfrutar de las detenciones del tesorero y de Mamerto Rojoy, Servando Rubacalva, el ministro del peculio y Demetria Costipal.
La diferencia entre la detención de la agencia tributaria y las de F. Ibáñez, es que éste último no pretende conseguir réditos políticos, sino hacernos sonreír.

viernes, abril 17, 2015

Ciencia vs Religión


Stonehenge



"Si la religión fue la ciencia de una sociedad sin ciencia, ésta última puede venir a ser la religión de una sociedad sin religión."

Durkheim


domingo, abril 12, 2015

Disimulando que es gerundio.




Me llama la atención la cantidad de cambios que se están produciendo en nuestra sociedad en muchos aspectos. Uno de los más graciosos es el intento de los bancos de disimular su auténtica naturaleza para mostrar una cara más amable. Para ello, dos importantes entidades financieras han decidido retirar la palabra banco de su marca. Han pasado de llamarse Banco de Santander y Banco Popular, a denominarse Santander y Popular a secas.
Observo que, paralelamente, la política sigue sus pasos. Los nuevos partidos han renunciado a llevar el vocablo Partido en sus siglas. Véase Podemos, Ciudadanos y Vox.

sábado, abril 11, 2015

Las dudas de Ricardo






Ricardo sabe que ha llegado el momento de buscar el sitio donde pasar el resto de sus días. Hasta ahora ha vivido su soltería sin ninguna atadura, viajando por varios países, unas veces por trabajo, otras por placer. Ha indagado en internet en diferentes portales especializados y ha llamado a varios teléfonos para ampliar la información. Se ha interesado por la calidad de los materiales y por los precios que marca el mercado. Sabe que si decide comprar calidad tendrá que pagarla. Lo único que tiene claro es que quiere que la ubicación esté cercana a la de sus padres. En cuanto a la inauguración de su nueva residencia, quiere que sea en una reunión con sus más íntimos y con la bendición de su tío cura.
Esta mañana ha dado la señal para reservar su nueva morada. Se ha decidido por uno de nogal con un sencillo forro interior de color crema. Por la tarde el médico le ha confirmado nuevamente el fatal diagnóstico, dándole dos meses de vida. Ricardo se muestra pensativo al volver a casa con la carpeta de los cuidados paliativos, ya que no sabe si contratar para su funeral a un violonchelista, o un coro de voces blancas.

miércoles, abril 08, 2015

Salir de Málaga para meterse en...

Visita del primer ministro griego a Rusia para pedir ayuda económica



Cuando veo este saludo entre Tsipras y Putin me viene a la cabeza la frase:
"Salir de Málaga para meterse en Malagón"(pensando en el pueblo griego, se entiende).
Pocos líderes internacionales me producen tanto desasosiego como el presidente Ruso.
Si pudiéramos extraerle una gota de saliva en el momento de la foto y la pudiéramos examinar en un microscopio, encontraríamos una concentración de jugos gástricos suficiente como para poder digerir a un hipopótamo.




viernes, abril 03, 2015

Camilo Sesto - Getsemani (1977)




Me gustaría homenajear con este tema de Jesucristo Superstar
a los cientos de cristianos que siguen siendo perseguidos y
asesinados en todo el mundo dos mil años después.

viernes, marzo 27, 2015

El rabo de las lagartijas






Luis, Marcos y Mateo permanecen sentados sobre el borde del tapial de dos metros presidiendo la improvisada reunión convocada a lo largo del día. Frente a ellos, doce chicos expectantes. Cubriéndoles, una noche de luna nueva y miles de estrellas silenciosas, como ropa tendida. Marcos comienza explicando al auditorio que les han reunido para hablar del uso de las escopetas de perdigones. A continuación Luis les pregunta por su madurez y les obliga a jurar que ninguna palabra de las que se van a pronunciar trascenderá jamás. Una vez informados y juramentados, los rostros adquieren una solemnidad casi cómica teniendo en cuenta sus edades. Mateo salta de la tapia, se sitúa entre los chicos y se mete la mano en el bolsillo del pantalón, para sacar una lagartija muerta. La lleva sujeta de la cola y la va pasando a escasos centímetros de sus narices. Algunos sonríen, la mayoría callan; ninguno entiende nada. Mateo les recuerda que a sus dieciséis años es el mayor del grupo y que seguramente es el que más años lleve apretando el gatillo de una carabina y el que más plomo ha sembrado en los lomos de las lagartijas de Almonacid de la Fuente. Con la autoridad que todo lo anterior le confiere, les dice que, tanto él como Luis y Marcos, han notado que este verano las lagartijas parecen haberse mudado del pueblo. Todos asienten. Continúa preguntándoles si creen que es lógico seguir matando las pocas que quedan con vida, o si no sería más prudente darles una tregua este verano. Se abre un debate bastante anárquico que zanja Miguel, un chico de trece años pelirrojo que levanta la mano para pedir la palabra, lo que provoca una carcajada general. Miguel insiste y consigue su turno. Propone una solución intermedia que permita la supervivencia de los reptiles y garantice el inalienable derecho de cualquier adolescente a disparar a los animales en vacaciones. La solución, continúa, es disparar solo sobre el rabo de las lagartijas ya que, como todo el mundo sabe, la pérdida de este apéndice no implica ningún perjuicio sobre el animal, que lo volverá a recuperar en unas semanas. La sugerencia es votada y aprobada. Vuelven todos a sus casas, satisfechos y orgullosos de tener un secreto muy importante que nunca desvelarán a sus padres. Luis sueña esa noche con los caminos del pueblo repletos de colas de lagartija agitándose y golpeando las piedras.




martes, marzo 17, 2015

Los 7 tipos de españoles









13 de mayo de 1904, Madrid. Valle Inclán había fundado a finales del XIX una tertulia en el Café de Levante de la Puerta del Sol donde se juntaban intelectuales y artistas de la Generación del 98, entre ellos, Pío Baroja, Ignacio Zuloaga, Gutiérrez Solana, Santiago Rusiñol, Mateo Inurria, Unamuno, Pérez Galdós, Rafael de Penagos... Ese día charlaban de las distintas clases de españoles. Y surgió una anécdota muy conocida de Don Pío, que fue celebrada por todos, sobretodo por Unamuno y Pérez Galdós. Dijo el escritor vasco: "La verdad es que hay siete clases de españoles, sí, como los siete pecados capitales:
Los que no sa­ben.
Los que no quieren sa­ber.
Los que odian el sa­ber.
Los que su­fren por no sa­ber.
Los que apa­rentan que sa­ben.
Los que triunfan sin sa­ber.
Los que viven gra­cias a lo que los demás no sa­ben. Estos úl­timos se llaman a sí mismos po­lí­ti­cos, y, a ve­ces, hasta in­te­lec­tua­les".

sábado, marzo 14, 2015

Casa de lenocinio






Severino Cifuentes visita la misma casa de putas desde hace diez años. Hoy toca; como cada dos semanas. Se baña, se afeita, se perfuma y se enfunda en unos vaqueros viejos que han adoptado la forma de sus glúteos y muslos. De camino al tercer piso del número cuatro de la calle Fuensanta, aprecia el buen gusto del escaparate de la tienda de muebles Nuevas Habitaciones; la belleza de Paula, la dependienta rubia de la panadería que se echa un pitillo en la puerta y a la entrañable pareja de nonagenarios formada por Manolo y Pilar que decidieron acabar sus días paseando cogidos de la mano y saludando con la que les queda libre.
Sonia, la madame, le abre la puerta cubierta con una bata de seda salpicada con figuras orientales, le da dos besos y le lleva a la salita de espera. Al rato aparece Marta: una española que frisa los cuarenta y muy delgada, como le gustan a Severino.  Recorren el pasillo en dirección a la habitación de siempre. Severino se sienta en una silla junto a la cama, mientras Marta rebusca en el armario. Saca sobre sus dos manos una caja negra de tamaño mediano. Severino nota como un escalofrío le recorre la espalda. Marta sonríe al verle y saca los utensilios de la caja. Severino se aferra a la base de la silla excitado. Marta le coloca una toalla sobre los hombros, le embadurna el cráneo con espuma de afeitar y le da un breve masaje. A continuación le pasa la Philips con la delicadeza de una mujer que disfruta con su trabajo. La operación dura solo quince minutos que finalizan con la aplicación de una loción aftershave. Han hablado de viajes, de sexo, de amor, de buenos y malos. Han reído juntos y Marta le ha confesado que una vez estuvo casada. También le ha dicho que él es el único cliente de la casa al que no le hacen pagar el servicio por adelantado. "Que ya sabes Seve, que hay mucho cabrón suelto".

domingo, marzo 08, 2015

8 de marzo Día de la Mujer

Feminista arriesgándose a un catarro por defender el aborto.



Para aportar mi pequeño grano de arena en la celebración del 8 de marzo, iba a denunciar la falta de derechos de la mujer en buena parte del mundo musulmán. Anacronismo que no veo denunciado por las feministas de mi país, más ocupadas en la comodidad de las batallas sin riesgos, que en jugársela denunciando la desprotección de millones de mujeres que viven en  países cuyos cuerpos legislativos se basan en la Sharía.

Pero tras la visión del reportaje de Salvados de esta noche, en el que se denuncia el acoso sexual y laboral sufrido por la Capitana Zaida Cantera, he cambiado de idea. Tenemos tanto trabajo dentro de casa, tanta basura propia que recoger, que creo que hoy toca esto:

Salvados. Zaida.( Pulsar para ver)



sábado, marzo 07, 2015

El vaso de Sonia






El único recuerdo de Sonia que le quedó a Javier fue el vaso de agua que había en su mesilla de noche la mañana del accidente. Con el ajetreo de las llamadas de teléfono, la visita al anatómico forense, los abrazos y los no sé que decir, la casa quedó vacía y sin recoger durante un tiempo. Pese a la insistencia de sus amigos, decidió volver al sexto día y organizarlo todo, incluyendo su nueva vida. Donó la ropa y guardó en una caja que bajó al trastero, las cremas, los lápices de labios y demás productos de higiene. No reparó en el vaso hasta pasadas tres semanas. Su primer impulso fue el de lavarlo, pero se quedó inmóvil y gimoteando como un bebé frente a él. Prefirió dormir a partir de ese día en el dormitorio de invitados, para evitar enfrentarse al vaso de Sonia. Esa misma noche soñó con un tigre rugiendo que ocupaba el lugar del vaso. Se levantó de la cama, cruzó a oscuras el pasillo y vio el dormitorio iluminado por el vaso de agua brillando con reflejos negros y naranjas. La siguiente noche soñó con un mar embravecido sobre el que flotaba a la deriva la mesilla de Sonia. Asomó la cabeza y observó unos destellos azules que relampagueaban desde el fondo de la casa. La noche que soñó con el alud de nieve, una potente luz transformó la noche en día. La noche del volcán, el vaso manó lava que solidificó al tocar el suelo embaldosado.

viernes, marzo 06, 2015

Las bodas del cielo y el infierno - William Blake


Grabado de William Blake




      Si las puertas de la percepción se depurasen,
      todo aparecería a los hombres como realmente es: infinito.
      Pues el hombre se ha encerrado en sí mismo hasta ver
      todas las cosas a través de las estrechas rendijas de su caverna
                         
                    Las bodas del cielo y el infierno (fragmento) - William Blake

jueves, marzo 05, 2015

Lo milagroso del universo


El nacimiento de Venus-Boticelli


Una de las múltiples virtudes de la lectura es que nos pone frente a nuestras limitaciones intelectuales, al leer los pensamientos de los que nos han precedido y compararlos con los nuestros.
Ahí va un ejemplo:

--------------------------

"Lo milagroso es que el universo creara una parte de sí mismo para estudiar el resto de sí mismo, y que esa parte que se estudia a sí misma encuentre el resto del universo reflejado en su propia realidad interior natural"

John C. Lilly (1915-2001)

De monstruos y ángeles








No es necesario estar dotado de un especial don de la observación para darse cuenta de que el ser humano encierra dentro de sí al monstruo y al ángel. El modo en que cohabitan en tan reducido espacio es un misterio. Las causas de tan extraña coexistencia son múltiples y para desentrañarlas necesitamos estar bien dotados de ese don de la observación que mencionaba antes. Necesitamos, además, arrobas de curiosidad y paciencia. El viaje no es cómodo y exige un buen calzado, paquetes de pañuelos desechables y termómetros de miedo.